Conéctate con nosotros

Deportes

Incidente Opaca Celebración del Atlético Bucaramanga: Jugador Carlos Henao Víctima de Robo

La histórica celebración del Atlético Bucaramanga tras conquistar su primera estrella se vio empañada por un desafortunado incidente: el robo de una medalla del jugador Carlos Henao. En medio de la multitud que festejaba, un hincha se acercó al futbolista y, aprovechando el tumulto, le arrebató una de las medallas que llevaba colgada.

El Robo Captado en Video

El momento del robo fue captado en video. Las imágenes muestran a Henao preparándose para dar declaraciones a los medios de comunicación, rodeado de fanáticos, cuando un individuo se acerca por detrás y le quita la medalla. El video rápidamente se viralizó en redes sociales, provocando indignación entre la afición y la comunidad.

Reacciones de la Familia del Infractor

Sergio Luna, identificado como el autor del robo, fue delatado por su propia familia. Su padre, Orlando Luna, se disculpó públicamente en la emisora Caracol Radio, pidiendo que no se tomaran represalias contra su hijo: “Para uno es duro, pero él es hincha del Bucaramanga toda la vida como yo. Pido disculpas, que lo disculpen. Eso le puede pasar a cualquiera, nadie está exento. Les pido que no tomen represalias contra mi hijo; él tiene que pedir disculpas también”.

Captura del Responsable

El diario El Colombiano informó que la madre de Sergio Luna, al ver a su hijo mostrando la medalla en el noticiero Oro Noticias, decidió entregar el objeto robado a las autoridades. Luna fue detenido en un barrio del municipio de Girón, parte del Área Metropolitana de Bucaramanga.

Declaración de la Barra Brava

La barra brava del Atlético Bucaramanga, Fortaleza Leoparda Sur, emitió un comunicado condenando el acto: “Queremos decirle a la comunidad que la Fortaleza Leoparda Sur condena este acto o cualquier eventualidad similar hacia un jugador o cualquier ciudadano. Nuestra barra no es ni será cómplice jamás de este tipo de acciones. La persona que cometió dicha acción lo hizo de manera personal y no representa los valores y virtudes de nuestro colectivo barrista”.

Conclusión

El lamentable incidente no ha logrado opacar el histórico logro del Atlético Bucaramanga, pero ha dejado una lección sobre la importancia de mantener la integridad y el respeto durante las celebraciones deportivas. La rápida actuación de la familia del infractor y la contundente respuesta de la barra brava destacan el rechazo de la comunidad hacia estos actos y el compromiso de mantener el espíritu deportivo.

Seguir leyendo
Haga clic para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *